En este artículo se hace una reseña de las enfermedades más importantes causadas por Xylella fastidiosa en diferentes cultivos en Estados Unidos. En particular, la enfermedad de Pierce en vides y el chamuscado bacteriano de la hoja en arándanos son abracados con más detalle, ya que son de las enfermedades más importantes en este momento causadas por esta bacteria patógena en el territorio estadounidense.

La enfermedad de Pierce en vid es, por ahora, la mejor estudiada entre las enfermedades causadas por Xylella fastidiosa. Los síntomas a nivel foliar varían según que los cultivares de vid sean de uvas tintas o blancas, y normalmente los síntomas foliares son más difíciles de identificar en los de uva blanca. El desarrollo de los síntomas a nivel foliar depende del tipo de planta y de las condiciones climáticas, pero en general los síntomas comienzan a aparecer a finales del verano o principios del otoño, incluyendo coloración roja oscura desarrollándose en los bordes de las hojas, seguidas de necrosis (‘acorchamiento’) en estas áreas, mientras que una banda roja oscura permanece entre la zona necrótica y los tejidos verdes de la hoja. Finalmente, el limbo de la hoja chamuscada cae del peciolo, resultando en la apariencia de palos de cerillas en las ramas. Además de la pérdida de hojas, las ramas infectadas tienen maduración desigual, con áreas verdes mezcladas con otras áreas más lignificadas/maduras.

Aunque el desarrollo de los síntomas no ha sido estudiado detalladamente en condiciones de producción de campo, los síntomas en hoja se desarrollan en el mismo año en que las plantas son infectadas si la infección ocurre en la primavera. Inicialmente, las infecciones permanecen localizadas en el primer año de la infección y se tornan sistémicas y se mueven a lo largo de la planta al año siguiente. En la mayoría de las áreas de los Estados Unidos, en un periodo de tres años, la planta resulta infectada completamente y tiene una profusa sintomatología, resultando en que no se pueda cosechar nada útil a partir de esas plantas. Las uvas de plantas infectadas se secan debido al estrés hídrico, y se producen como síntoma de infecciones avanzadas.

Comprar Revista 304 DICIEMBRE 2018